La juventud es un tiempo bendito para el joven y una bendición para la Iglesia y el mundo.

Papa Francisco, Christus Vivit 135
Modos de realizar la vocación laical
01/27/2020
Reflejo de lo que recibimos
01/27/2020

Rincón Vocacional

ENTREVISTA A ABRAHAM LÓPEZ OROZCO

27 de enero de 2020

1. PRESENTATE

Hola amigos JSF!!! Soy Abraham López Orozco, nací hace 27 años en un pueblo llamado Capilla de Guadalupe, en los meros Altos de Jalisco, que próximamente será proclamado como el municipio 127 del Estado. Soy el tercero de una famila de siete hijos, tres mujeres y cuatro hombres: Susana, Ma.Dolores, Abraham, Saúl, Ma. Elena, José de Jesús y Heriberto. Mis padres: Heriberto López y Ma. Dolores Orozco.

2. ¿CUÁL FUE TU PROCESO VOCACIONAL?

Sin lugar a dudas, mis primeros pasos en este camino vocacional fueron dados en el seno de la família donde nací y crescí. Ahí, el ambiente religioso vivido en casa, el ejemplo de mis padres y de muchas personas de mi comunidad, junto con el testimonio de auténticos cristianos defensores de la fé católica en mi región, me ayudaron a despertar una “tímida” primera inquietud para la vida sacerdotal y misionera.
También el ambiente fuertemente católico, el sentido religioso y festivo de la vida cotidiana de mi localidad y la constante presencia de padres, seminaristas y religiosas oriundos de mi comunidad influyeron para “avivar” la chispa vocacional que en mí ya existía. Sin embargo, mi timidez no me permitia expresar la inquietud abiertamente. Así fue que, cuando conocí al P. Román en una vísita a mi Preparatoria me inscribí a los JSF. La historia de mi vida comenzaría a llevar otro camino…
El momento de mi primer “sí” para la vida de seminario, entrando así en el camino de discernimiento más intenso y del seguimiento de Cristo fue a los pocos días despues de haber participado del Preseminario en la Cd de Mexico en julio del 1999. Ingresé al Propedéutico, junto con otros 12 JSF, en agosto del mismo año en la Cd. de México y continué ahí mismo los tres años de Filosofia. Tiempo de reflexión intelectual, de oración y perseverancia. La experiencia de casi 5 meses de Postulantado en la Cd de Tapachula Chis., fue un período especial de contacto con la paradoxal realidad de la migración, donde el sufrimiento y el sueño de un futuro mejor se debaten en esa región fronteriza al sur del País. Junto con otros 12 novicios realicé mi Primera Profesión Religiosa el día 28 de noviembre, aniversario de la Fundación de la Congregación, en Purépero, Mich., donde pasamos un año de convivencia fraterna e intensa oración. Fui destinado para continuar mis estudios teológicos en San Pablo, Brasil.

3. CUÉNTANOS DE TU EXPERIENCIA EN BRASIL

Brasil es un país de dimensiones gigantescas, vegetación exuberante, de las más diversas expresiones culturales y de rostro evidentemente multiétnico. Llegué a este enorme país, junto con Mayg cs, el 5 de enero de 2005 para realizar la etapa formativa de pos-noviciado para los etudios de la Teologia, durante 4 años, en el Instituto San Pablo de Estudios Superiores-ITESP-.
En el Seminário Internacional Juan XXIII estamos conviviendo cohermanos de 5 nacionalidades diferentes. Una experiencia rica y desafiante. Son tantas las experiencias interesantes que he pasado: el aprendizaje de un nuevo idioma, el conocimiento de la cultura y las costumbres, quedando sorprendido con la simpatia y acogida del pueblo brasileño con el que he aprendido mucho y crecido como persona y como religioso. Además del estudio de la Teologia realicé mi servicio apostólico los fines de semana, durante dos años, en una parroquia con migrantes internos provenientes del “Nordeste” del país a las periférias de la ciudad de San Pablo. Desde hace un año fui transferido para la Parroquia Scalabriniana de Nuestra Señora de la Paz en el centro de la ciudad. Ahí, actualmente, vengo desenvolviendo un trabajo de apostolado y de mucho aprendizaje con inmigrantes hispanoamericanos, especialmente de Paraguay, Bolivia, Chile, Perú y algunos colombianos. Un tiempo rico de preparación para la Misión que Dios tiene para todos y que siempre nos espera.

4. UN MENSAJE PARA LOS JSF.

Ciertamente, existen muchas experiencias que me gustaria compartir con ustedes y hasta una cierta inquietud de mi parte, para saber colocar palabras sabias y entusiasmantes que motivem más la inquietud vocacional que ya existe en cada uno de ustedes JSF. Mas dos cosas, simplemente, diría para todos mis amigos JSF: el llamado vocacional es un don precioso que viene de Dios y merece ser tomado con especial atención y cariño, pues Él nos llama porque ya antes nos amó y porque tiene una misión para cada uno de nosostros. Y, nuestra respuesta debe ser dada, conforme el discernimiento de cada uno, pero con grande valor y confianza sabiendo que Su Amor no nos abandonará, pues Él nos lo ha prometido: “Eis que estaré con ustedes todos los días, hasta el fin de todos los tiempos”(Mt 28,20).

Queridos JSF, el desafío es grande, mas la recompensa será mayor. Que Nuestra Madre María con su Fiat nos enseñe los caminos que mejor conducen a su Hijo y el BeatoScalabrini inspiré nuestros corazones para el serv

Fuente/Autor: La Redacción

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *