“La comunión es la fuente de la cual el alma saca el agua que sube hasta la vida eterna”.

Beato Juan Bautista Scalabrini
El Papa y el presidente de Togo afrontan el drama de los refugiados
01/27/2020
Evita Bush comprometerse en reforma migratoria
01/27/2020

Mundo Misionero Migrante

Cae envío de remesas

27 de enero de 2020

Pega a DF, Michoacán y a 7 estados más dificultad de migrantes para mandar dinero.

Ciudad de México (26 de enero de 2008)

Durante 2007, nueve entidades del País registraron una disminución en sus ingresos por remesas de migrantes, de acuerdo con datos del Banco de México.

Las caídas más cuantiosa se produjeron en el Distrito Federal y Michoacán, en donde se redujeron en 141 y 133 millones de pesos, respectivamente, en el periodo enero-septiembre, respecto al año anterior.

Las otras entidades donde bajó el envío de dinero desde Estados Unidos, principalmente, son Aguascalientes, Chiapas, Chihuahua, Querétaro, Quintana Roo, Sonora y Tabasco. Los estados menos afectados son Hidalgo, Oaxaca y Puebla.

Los ingresos nacionales por remesas aumentaron 20.9 por ciento en 2005 y 18.6 por ciento en 2006, pero apenas 1 por ciento en 2007.

Manuel Orozco, director del Programa de Remesas y Desarrollo de la organización Diálogo Interamericano, con sede en Washington, advirtió que el envío de remesas de migrantes a México enfrenta un proceso de desaceleración, como resultado de las medidas de persecución de indocumentados en Estados Unidos y de la recesión económica en ese país.

“Ha sido una cuestión que tiene que ver con el debate contra la migración; el sentimiento antiinmigratorio que ha creado cierto nivel de incertidumbre, y a los inmigrantes los hace sentir cohibidos a enviar dinero”, indicó en entrevista.

La recesión en EU, apuntó, ha afectado de manera particular al sector de la construcción, en el que trabaja el 20 por ciento de la mano de obra mexicana, lo que ha desalentado los envíos.

En tanto, José Luis Gutiérrez, presidente de la Casa de Michoacán en Illinois, indicó que los mexicanos en EU están preocupados tanto por la situación económica que vive ese país, como por las políticas antimigrantes, lo que ha provocado que envíen dinero a México con menor frecuencia.

“La gente está pensando qué va a hacer, mucha gente está ahorrando para regresarse, porque ven la situación muy complicada aquí”, comentó.

Gilberto González, presidente de la Federación de Oaxaqueños en el Medio Este, dijo que los mexicanos en Estados Unidos tienen miedo de ser asegurados, por lo que “guardan” su dinero en sus casas.

“Además, mucha gente está siendo despedida por su estatus migratorio, y los latinos somos los primeros en ser despedidos”, apuntó.

Advierten efectos

De enero a septiembre de 2007, Michoacán registró mil 733.5 millones de dólares de ingresos por remesas, 133 millones menos que en 2006.

En tanto, la capital del País percibió 1041.9 millones de dólares por remesas, 140.9 millones menos que el año anterior.

En el caso de Michoacán, no existe estrategia alguna para mitigar los impactos que ocasionará la disminución de estos ingresos.

Guillermo Vargas Uribe, director general del Centro de Investigación y Desarrollo de Michoacán, advirtió que el estado no está preparado para enfrentar la desaceleración en el envío de remesas.

“Estamos entrando al principio del fin del boom de las remesas; por primer año, después de varias décadas en que hubo un crecimiento constante, empezamos a ver una desaceleración.

“Esto sin duda va a tener efectos económicos y sociales, porque las remesas son la principal fuente de divisas de Michoacán, y son, además, uno de los paliativos que han permitido atenuar la pobreza, sobre todo en las zonas rurales.

“No hay una estrategia clara, no hay recursos que puedan sustituir de manera inmediata los recursos que envían los migrantes a sus familiares. Esto puede tener impacto en aumentar la pobreza en algunas regiones en Michoacán que sobreviven gracias a las remesas, sobre todo regiones campesinas, pero obviamente también en las ciudades porque, al llegar menos recursos al campo, puede aumentar la migración hacia las ciudades”, dijo en entrevista.

Fuente/Autor: Silvia Garduño – Mural

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *