“La comunión es la fuente de la cual el alma saca el agua que sube hasta la vida eterna”.

Beato Juan Bautista Scalabrini
Arizona presenta ley más “dura” contra migrantes
01/27/2020
LA BIBLIA EN LENGUA QUICHE
01/27/2020

Noticias

Los Ángeles estrena arzobispo

27 de enero de 2020

Roger Mahony entrega el mando a José H. Gómez, primer latino en ocupar el puesto

A partir de ayer, José Horacio Gómez es el primer arzobispo de origen hispano de Los Ángeles, una arquidiócesis de casi cinco millones de feligreses, latinos la mayoría.

En su escudo de armas, que ayer reemplazó al del saliente cardenal Roger Mahony, figura una montaña con el fondo de un sol naciente, emblema de la ciudad de Monterrey, de la que Gómez es oriundo, y una rosa que simboliza a la Virgen de Guadalupe. También descuella en el escudo una estrella, que en parte, explicó, es un tributo a Texas, el estado en que Gómez encabezó la arquidiócesis de San Antonio por varios años.

Tal como lo anunció el año pasado, Mahony ha entregado la arquidiócesis de Los Ángeles en el día de su cumpleaños número 75, dejando un legado intenso, difícil de emular, y al mismo polémico en más de un sentido.
“Es una silla muy grande”, bromeó el nuevo jerarca de la diócesis angelina apenas se acomodó por primera vez en la silla arzobispal en la Catedral Nuestra Señora de Los Ángeles.

Antes de consumar el traspaso a Gómez, Mahony explicó a los miles de feligreses que ayer acudieron a la histórica misa, el simbolismo y los atributos de ese mueble que representa el poder de ese ministerio católico. Se refirió particularmente a las múltiples cruces que forman el respaldo. Confeccionados a partir de distintos tipos de maderas provenientes de diversas partes del mundo: México, Centroamérica, Europa, Australia, Sudamérica, Africa, Tailandia y Norteamérica.
“Representan”, dijo como indicándole a Gómez, la pluralidad de la ley grey que va a dirigir, “la gran diversidad de gentes de nuestra iglesia”.

“Es todo un mojón, él [Mahony] asumió la Arquidiócesis cuando yo era una jovencita y empezaba la universidad. En él encontramos un líder. Su ejercicio ha sido una maravilla, y ha encontrado un excelente sustituto”, dijo Rosario Velázquez, de Los Ángeles, al terminar la ceremonia.

Una de las cosas que esta creyente tenía que agradecer del arzobispo saliente, dijo fue su paciencia y comprensión de la situación de los inmigrantes.

“Siempre defendió sus derechos”.

Mahony se ordenó de sacerdote en 1962. En 1975 fue designado obispo auxiliar de Fresno y en ese cargo apoyó las campañas de César Chávez para organizar a los campesinos del Valle de San Joaquín, vinculándose desde entonces a la causa de los trabajadores sin papeles. En 1985 fue designado Arzobispo de Los Ángeles por el papa Juan Pablo II, quien lo elevó al rango de cardenal en 1991.

En uno de sus mensajes más recientes, poco después de anunciar su voluntad de retirarse, Mahony declaró su compromiso con los sin papeles: “Quiero gastar los meses y años que vienen, caminando en solidaridad con los 11 millones de inmigrantes que han venido a los Estados Unidos para mejorar sus propias vidas y la vida de nuestro país y ser un defensor a favor de esos millones sin voz”, dijo.
.
Gómez, quien lo reemplaza desde ayer al frente de la arquidiócesis, ha dirigido el Comité de Servicios para Migrantes y Refugiados de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos.

“Aprecio que haya llegado un nuevo sacerdote que es mexicano, paisano mío, y de corazón lo aprecio, también porque es el segundo padre para nosotros”, expresó Carmen López al final de la ceremonia de transición refiriéndose al nuevo arzobispo.

Fuente/Autor: La Opinión de Los Angeles, CA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *