“No hay alegría más pura y más santa que en el atenderse unos a otros, comunicarse unos con otros”.

Beato Scalabrini
Avanzan iniciativas contra migrantes
01/27/2020
Migración: agentes son proclives a abusar del débil
01/27/2020

Mundo Misionero Migrante

Entrevista de la Agencia Fides a un emigrante clandestino

27 de enero de 2020

en Alemania – tarifas y miedos de quien intenta llegar a Europa .

Colonia, Alemania

Entrevista a un emigrante clandestino filipino normalmente se reúne la vasta comunidad filipina. Todos quieren contar su historia. El viaje. Humillaciones y deudas que todavía no han terminado de pagar para llegar hasta aquí. Amenazas y chantajes, y aunque ahora están en su mayoría regularizados, prefieren conservar el anonimato. Todos llegaron a través de las llamadas “Agencias”, que no son sino terminales de la criminalidad para el tráfico de aquellos que quiere emigrar.

Ag. Fides:
He viajado a Filipinas y conozco la pobreza y las dificultades en el trabajo, para conseguir que puedan estudiar los hijos, la corrupción y la miseria, y entiendo porque ha querido venir a Europa. Probablemente, o seguramente, quiere permanecer en el anonimato porque allí tiene todavía familiares que quiere traer de algún modo hasta aquí incluso por medio de la “Agencia”, que le pedirá dinero, mucho dinero. La deuda continúa. ¿No es así?

¡Si! Es todo tal como Vd. lo ha contado. Llegar aquí a Alemania ha sido un gran sacrificio, ser ilegales, sin documentación. Ha sido difícil. Siempre he vivido de modo honesto, incluso cuando encontré un trabajo al principio me trataron como a un esclavo, no hablaba la lengua. No entendía. A veces ciertamente me equivocaba, pues al no entender la lengua me sucedía que hacia lo opuesto de lo que me habían pedido. Pero estaba de buena fe. También ellos sabían que yo no entendía, pero no había ninguna comprensión por parte de mis dueños. Habría vuelto atrás, pero tenía la deuda que crecía, porque no conseguía pagarla. A pesar de todo esto, continué adelante por el sueño de mantenerme, pensaba en mi familia y en el futuro de mi hijo.

Ag. Fides:
¿Pero, si quiere, repito si quiere, por qué no nos cuenta cuánto dio a la Agencia, y, si lo sabe, cuánto se paga ahora?

Cuando por fin encontré un trabajo verdadero, porque no tenia documentos, continúe teniendo problemas, menos que al principio, también porque estaba devolviendo lentamente el dinero a la Agencia. El miedo siempre de ser repatriado y luego el miedo de las amenazas. Se han necesitado años para recuperar mi serenidad. Ahora espero la reunión con mi familia, porque ahora estoy en regla. Hay quien dice que me dirija de nuevo a la agencia, pero yo no quiero. Ha sido una experiencia terrible. Me he recuperado gracias a las actividades que hacemos en esta comunidad, gracias a la fe, a la fe en Dios que es grande, consigo y conseguimos continuar adelante. Ahora estoy feliz, porque sé que dondequiera que vaya, está siempre Dios.

Ag. Fides:
Si, pero todavía no me ha respondido sobre la Agencia…

He pagado en torno a cinco, seis mil euros, pero ahora es más caro… Quizás …10.000 euros, y es muy peligroso, muy peligroso. (Desde Colonia, Luca de Mata)

Fuente/Autor: Correspondencia desde Alemania de Luca De Mata – Agencia Fides

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *