La juventud es un tiempo bendito para el joven y una bendición para la Iglesia y el mundo.

Papa Francisco, Christus Vivit 135
Olimpiadas deben promover reconciliación y no intereses políticos, recuerda Obispo mexicano
01/27/2020
Sugieren crear una red mundial católica contra el sida
01/27/2020

Noticias

El Cardenal de Guadalajara ordena Sacerdotes a 3 hermanos

27 de enero de 2020

Juan Sandoval criticó a las familias que impiden que sus hijos lleven una vida dedicada a la Iglesia.

Comparten vocación y se consagran el mismo día, en un hecho sin precedentes

Guadalajara, Jal.
Con la vocación sacerdotal como su guía desde la infancia, tres hermanos fueron ordenados sacerdotes hoy por el Cardenal Juan Sandoval Íñiguez, en la Catedral Metropolitana.

En un hecho sin precedentes, según la Arquidiócesis, Alberto, Andrés y Jesús, pertenecientes a la familia García Gutiérrez, no sólo compartieron su vocación, sino el día de su ordenación para formar parte del segundo grado del ministerio sacerdotal: el presbiterado.

Durante la homilía de la ceremonia , el también Arzobispo felicitó a la familia de los tres nuevos sacerdotes, por respaldar las vocaciones de sus hijos e instó a la población católica a que haga lo mismo, ya que hay muchos casos en los que los padres no aprueban el que sus vástagos dediquen su vida al sacerdocio.

“Que sean ejemplo de muchas familias, de muchas familias que podrían dar un hijo a Dios nuestro Señor o una hija y que a veces se lo niegan, familias nuestras de aquí, de esta Guadalajara católica, padres de familia que asisten a misa regularmente no quieren saber nada de que un hijo se les vaya al Seminario, piensan que lo pierden, piensan que lo pierden porque están pensando solamente en el bien económico, en el progreso material”, comentó Sandoval Íñiguez.

“Si un hijo se les va a al Seminario (es) como si fuera la gran tragedia, como si fuera la pérdida de ese hijo, se lo apropian y tus hijos no son tuyos, son de Dios, y el destino de tus hijos no se los das tú, se los da Dios, a ti te toca orientarlos, formarlos y dejar que el Señor manifieste su voluntad y tú respaldarla, pero yo pienso que la familia que le niega un hijo a Dios, no tiene cara ni vergüenza de ponerse delante de Dios a rezar”.

Entres aplausos de amigos, familiares y feligreses, Alberto, nacido en 1976, y Andrés, de 29 años, se convirtieron en parte de los Legionarios de Cristo, mientras que Jesús, el hermano de enmedio, forma parte de la diócesis de Guadalajara y tendrá como primer destino la Parroquia San Eugenio Papa.

Fuente/Autor: Mural / Cielo Mejía – Foto: Jorge Rangel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *