Para salir de una pandemia, es necesario cuidarse y cuidarnos mutuamente.

Papa Francisco
Dos historias y una misma misión: el inmigrante
01/27/2020
Vía Crucis en el Coliseo de Roma por los cristianos perseguidos
01/27/2020

Mundo Misionero Migrante

Crecen secuestros de migrantes.- ONU

27 de enero de 2020

Participan agentes de policías federales en extorsión, señaló Bustamante

Ciudad de México (16 de marzo de 2008).

Los secuestros de migrantes a manos de autoridades policiales de todos los niveles de gobierno están creciendo en México, advirtió ayer Jorge Bustamante.

“De las manifestaciones más dramáticas que encontré es que los secuestros están creciendo tanto en Tijuana como en Tapachula, específicamente los secuestros hechos por autoridades policiales”, señaló en rueda de prensa el Relator Especial de las Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas Migrantes.

“En Tapachula pude entrevistar a un salvadoreño que había sido secuestrado y que su esposa se mantenía desaparecida después de 11 días de haber sido secuestrados por judiciales federales”, ejemplificó.

Al término de su visita oficial al país, Bustamante advirtió que las violaciones a los derechos humanos de los migrantes centroamericanos son iguales o peores a las que se cometen en contra de mexicanos en Estados Unidos.

Insistió en que cada vez es más común encontrar que policías federales, estatales y municipales secuestren a centroamericanos, les pidan los teléfonos de sus familiares en sus países de origen y los extorsionen.

El secuestro de migrantes, refirió, es un “negocio” en el que participan actores diversos, desde choferes de taxi hasta comandantes de policía, quienes aprovechan la impunidad que existe cuando se vulneran los derechos de los migrantes.

“Eso ocurre de una manera muy particular en las terminales, (las) del aeropuerto, las de autobuses conectados con Centroamérica, y esto resulta específicamente en un negocio que rivaliza en ganancias con el narcotráfico”, expresó.

Pese a que los secuestros presentan una tendencia a la alza, principalmente en el sur de México, señaló, las autoridades mexicanas no han hecho nada para evitar que está práctica siga ocurriendo.

“Hasta ahora (el tema de los secuestros de los migrantes) ha sido ignorado, porque no hay una reforma a la Ley General de Población, que criminaliza (a los migrantes) y que tiene muchos defectos”, apuntó.

El Estado mexicano, advirtió, está obligado a promover los cambios legislativos necesarios para proteger los derechos de los migrantes, toda vez que en 2003 ratificó la Convención Internacional sobre la Protección de los Derechos de todos los Trabajadores Migratorios y de sus Familias.

Nuevo flujo de regreso

Ante el aumento de las redadas en Estados Unidos contra migrantes indocumentados, México está experimentando un nuevo fenómeno al recibir a los niños hijos de mexicanos nacidos en aquel país, indicó Bustamante.

Cuando los padres de estos niños son expulsados de EU, explicó, sus hijos también regresan.

“Estos niños entran a un país del cual no conocen absolutamente nada, ni su idioma siquiera, y entran en condiciones de un desajuste que les afecta en todos sentidos”, alertó.

Dura su estancia en México, el Relator Especial visitó tijuana y Tapachula. En la Ciudad de México se reunió con funcionarios de las secretarías de Relaciones Exteriores, Gobernación y del Trabajo y sostuvo un encuentro con senadores y se entrevistó además con representantes de organizaciones civiles.

Bustamante presentará un informe de su visita al Consejo de Derechos Humanos de la ONU, en el que eventualmente incluirá recomendaciones para las autoridades mexicanas.

Fuente/Autor: Silvia Garduño – Mural

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *