El amor nunca es indiferente

Beato Juan Bautista Scalabrini
Yo soy soltero… la casada es mi mujer
01/27/2020
Las fases de la pareja
01/27/2020

Familia

Dame 5 minutos más, mamá

27 de enero de 2020

Cuántos de nosotros tomamos 5 minutos de nuestro tiempo para añadirlos a todos los que llevamos durmiendo… ¿Por qué nunca nos despertamos cuando debemos de hacerlo? La verdad es que es tanta la flojera de todos, que nos cuesta trabajo pasar del sueño a la realidad y siempre queremos continuar con el placer de soñar.

Son contadas las veces que me he despertado instantes después de que suene el gallito del despertador o que llegue mi jefa y me grite ¡¡despiértate ya!! Siempre me quedo reposando 5 minutos más, pero ¿realmente necesitamos de esos 5 minutos? ¿Acaso crees que si duermes 7 horas y te despiertas 5 minutos después ya no vas a tener sueño?

Si nos ponemos a calcular el tiempo que perdemos a causa de estos 5 minutos más, tendríamos que estos 300 segundos nos robarían mas de 1 día al año a cambio de nada comparado con el reposo que necesitamos.

¿Y qué hacemos en esos 5 minutos? Pues la respuesta es nada, puesto que lo único que hacemos es pensar en que nos tenemos que levantar y en el cómo hacerle para reunir fuerzas y movernos de entre esas ricas sábanas y reconfortables almohadas. Y mientras estamos acostados pensando en que no nos queremos levantar, no pensamos que ese tiempo que estamos desperdiciando lo necesitamos para otras cosas, y que es un recurso no renovable, que siempre nos hace falta.

Cuando vamos ya sea al trabajo, la escuela o a donde tengamos que ir, es normal que lleguemos tarde, mínimo unos 5 minutos tarde. Si tu jefe se diera cuenta de que siempre llegas 5 minutos tarde y te los descontara de tu sueldo, al final de toda tu vida le deberías 1’050,000 pesos (eso si ganaras 70 pesos la hora y trabajaras 50 años de tu vida) ¿Estás dispuesto a pagarle tanto dinero a tu patrón? Piensa en todas las cosas que podrías comprar con ese dinero. Al final de tu vida tendrías un reproductor de DVD, una cámara digital, una Palm, 400 CD’s de música originales, 200 DVD’s originales, un Nintendo Game Cube, un Playstation 2 con 200 juegos originales, 10 planchas, 10 licuadoras, 3 refrigeradores, 15 Laptops, 16 computadoras de escritorio con 40 impresoras, 20,000 CD’s vírgenes, 5 Bochos, 1000 hamburguesas y 2 Cocas de 500 ml.

Pero sigue reposando, al cabo que sólo son 80 días de tu vida los que pierdes. No son muchos, pero piensa qué podrías hacer en esos 80 días. Podrías ver 960 películas, ir a 640 obras de teatro, escuchar 4266 CD’s de música, bailar en 384 fiestas, comerte 128000 tacos, tomarte 18200 chelas, ver 6’912,000 fotos y leer 25 veces el pequeño Larousse.

Y mejor aquí la dejamos. Así te puedes ir a dormir y mañana tal vez sólo tengas que reposar 3 minutos más.

Fuente/Autor: Gerardo Ruiz-Dana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *