La juventud es un tiempo bendito para el joven y una bendición para la Iglesia y el mundo.

Papa Francisco, Christus Vivit 135
La vocación del intelectual católico: cambiar al mundo
01/27/2020
El Señor vino, viene y vendrá.
01/27/2020

Mundo Joven

Vive el adviento en familia

27 de enero de 2020

TORREÓN, COAH.- El adviento es la primera celebración con la cual la Iglesia Católica cubre el año litúrgico. Tiene como finalidad ayudar al hombre a prepararse para la Navidad; es tiempo de esperanza y se celebra los cuatro domingos anteriores al 24 de diciembre… El nacimiento de Jesús.

Con este festejo se recuerda la primera venida de Dios hecho hombre al mundo. En el tiempo de adviento las personas pueden hacer un examen de conciencia para así mejorar su pureza interior para recibir a Dios.

Es el momento para ver cuáles son las cosas que separan al hombre del Señor, con esta reflexión se quitará todo aquello que lo aleja de Él, es por ello la importancia de conocer las raíces mismas de los actos; los motivos que inspiran las acciones y después acercarce al Sacramento de la penitencia o reconcilación para que se perdonen sus pecados.

La corona o guirnaldas

El tiempo litúrgico de adviento dura cuatro semanas, por eso surge la figura de la corona con sus cuatro velas, que son para revelar el misterio cristiano.

No se trata de una práctica cualquiera, sino de una verdadera celebración que bien llevada a cabo ayuda a las familias a interiorizarse en el espíritu de adviento, alegría y espera.

Su forma es en círculo que a la vez representa la forma ordinaria de vivir. Esta hecha de follaje verde; su figura simboliza la eternidad y va enrollada con un listón rojo que representa el amor a Dios que nos envuelve, y también de nuestro amor que espera con ansiedad el nacimiento del hijo de Dios. Se confecciona de ornato verde, no lleva flores, ni esferas.

En el centro del círculo lleva las cuatro velas (pueden ser tres moradas y una rosa, o bien todas blancas) para encerderse una cada domingo de adviento. La luz de la vela simboliza nuestra fe.

Las cuatro velas muestran la ascención gradual hacia la plenitud de la luz de Navidad. Una corona de adviento se puede hacer con ramas de pino y otras. En ésta se colocan las cuatro velas que se irán encendiendo una cada semana.

Su significado

La palabra latina adventus significa ?venida??. En el lenguaje cristiano se refiere a la venida de Jesucristo. La liturgia de la iglesia da el nombre de adviento a las cuatro semanas que preceden a la Navidad, como una oportunidad para prepararnos en la esperanza y en el arrepentimiento para la llegada del Señor.

Este tiempo es un período privilegiado para los cristianos ya que nos invita a recordar el pasado, nos impulsa a vivir el presente y a preparar el futuro. El color litúrgico del adviento es el morado que personifica penitencia.

PROPÓSITOS

Durante el tiempo de adviento (que son 24 días) se sugiere que las personas hagan un calendario en el que escriban sus propósitos a cumplir. Con esta práctica llegarán a la Navidad con un corazón lleno paz y amor al niño Dios. Así como éstos, usted puede hacer los suyos, deben ser 24, ¡calendarícelos!

1.- Rezaré en familia por la paz del mundo.

2.- Ofreceré mi día por los niños que no tienen papás, ni una casa donde vivir.

3.- Daré gracias a Dios por todo lo que me ha dado.

4.- Llevaré a cabo un sacrificio.

5.- No comeré entre comidas.

6.- Imitaré a Jesús en su perdón cuando alguien me moleste.

7.- Pediré por los que tienen hambre.

8.- Saludaré con cariño a todas las personas que me encuentre.

Fuente/Autor: FUENTE: Investigación de El Siglo de Torreón

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *